LA FORMACIÓN, EL DÍA A DÍA DE LA HERMANDAD

Más allá de una frase, más allá de un proyecto o de un mandato, tenmos la Formación como auténtica joya en el seno de nuestra Corporción. De diferentes formas, con diferentes herramientas, pero siempre con una misma finalidad. Aquí te hacemos un pequeño resumen de como comienza este 2013, de todas las posibilidades abiertas que tenemos para poder formarnos y aprender.
 
 

La formación mas necesaria que nunca

 
Pilar básico el Aula de Teología Virgen de la Estrella, este año dedicado al estudio del Credo
 

 

Desde que empezó el Curso 2012-2013, en el pasado mes de septiembre, una de las prioridades a las que se le quería dar más empuje era el tema de la Formación. Además de los tiempos que se viven, donde  el reencontrarnos es  perentorio, y con el Año de la Fe que S.S. Benedicto XVI  ha marcado en estos dos años, como indica en su carta apostólica Porta Fidei.

El año de la Fe es una invitación a una auténtica y renovada conversión al Señor, único Salvador del mundo. Lejos de ser un paréntesis en la tarea de la Nueva Evangelización, debe ser considerado como un gran estímulo para un compromiso más convencido de las comunidades cristiana en su misión evangelizadora en la hora presente.”

La Hermandad  con ese compromiso que se nos pide como comunidad cristiana, intenta  ampliar todos los medios para poder llevar la formación al mayor número de hermanos y devotos posibles.

Nuestro Cursos de Formación Cristiana, impartido por el Aula de Teología Virgen de la Estrella, que se realizan por tercer año consecutivo y que en este 2013 tiene como base de estudio y comprensión el Credo. El pasado 15 de enero comenzó con el “Creo en Dios Padre”, siendo el encargado de disertar sobre ello el Vicario Episcopal para la Nueva Evangelización el Rvdo. P. D. Adrian Sanabria Mejido, del cual daremos en este mismo artículo puntual resumen de esa jornada que no pudo empezar de mejor manera. El temario continua con Creo en Jesucristo (29 de Enero), Creo en el Espíritu Santo (26 de Febrero), Creo en la Iglesia (9 de abril), Creo en la Resurrección de la Carne (7 de Mayo) y María, modelo de Fe (11 de Junio)

Otras herramientas de formación, de la que la Hermandad está particularmente orgullosa, son los cursos de confirmación. Tenemos, recibiendo esa formación, más de 40 hermanos y devotos, que si Dios así lo quiere, recibirán este sacramento  por el que las personas bautizadas se integran de forma plena en la comunidad cristiana,  el próximo año 2014. Entre este amplio número se encuentran hermanos de diversas edades, siendo particularmente notorio los de aquellas, ya mayores que por el motivo que fuera no se confirmaron en su momento y desean hacerlo ahora.

También se llevan a cabo cursos desde la Diputación de Cultos para aquellos hermanos que deseen profundizar en el significado de las lecturas, así como realizar las lecturas de la forma adecuada. Así, todos los que asisten a este innovador curso, caen en detalles de los ritos de la Eucaristía, que muchas veces por repetitivos no caemos en lo importante que son. Todo ello, llevado de manera sencilla y cercana, haciendo que este curso sea ameno y atractivo.

También de manera puntual se llevan a cabo mesas redondas, charlas o coloquios, como por ejemplo el del pasado jueves 16 de enero, que se hablo de la fe y la actitud bajo las trabajaderas, tema que fue tratado por costaleros de forma también sencilla, pero a la vez profundizando en las raíces de la fe.

Participando en los cursos de formación de las hermandades de Triana, participando con nuestra presencia y apoyo a la del recién creado COF de Triana, así intentamos darnos la oportunidad de formarnos, de aprender, de conocer y por tanto de tener más conocimiento de la auténtica vida de un cristiano en la práctica del día a día, sin complejos, o como dijo Juan Pablo II,  sin miedos.

.

 
     
     

 

PRIMER DÍA DE LOS CURSOS DE FORMACIÓN DEL AULA DE TEOLOGÍA VIRGEN DE LA ESTRELLA

El martes, día 15, dio comienzo el III Curso de Formación Cristiana, del Aula de Teología Virgen de la  Estrella, en un año muy especial para toda la Iglesia : El año de la Fe.

Un año que la Hermandad de la Estrella quiere vivir en plenitud, y que represente, para sus hermanos y hermanas, un revulsivo espiritual. Por ello, desde la Diputación de Formación, fue elegido como temario del curso el estudio y profundización del Credo.
Tras el rezo de la preces, nuestro Director Espiritual, Don Francisco Javier Jaen Toscano, dio por inaugurado el curso dando la bienvenida a los asistentes y resaltando la necesidad de la formación como método para profundizar en las verdades que profesamos, sobre todo en este año como respuesta a la llamada del S.S. Benedicto XVI y de la Iglesia.
A continuación se procedió a la presentación del ponente, D. Adrián Sanabria Mejido,  por parte de la Consiliaria adjunta a la Diputación de Formación., quien hizo  un recorrido por las distintas etapas de su ministerio pastoral, reseñando especialmente los años en que ejerció como Párroco en la parroquia de San Sebastián  de su pueblo natal, Alcalá de Guadaira,  y destacando, sobre todo,  su nombramiento, por parte de nuestro Arzobispo, como Vicario Episcopal para la Nueva Evangelización y coordinador de las actividades del Año de la Fe. Finalmente reseñó la labor de catequesis que Don Adrián Sanabria realiza semanalmente desde la página web de la Archidiócesis con sus “Reflexiones sobre la Fe”.

Don Adrián Sanabria inició su alocución, definiendo la oración del Credo, como la forma con la que la Iglesia, desde sus orígenes, ha sintetizado las verdades de nuestra fe, haciendo referencia a los Concilios de Nicea y Constantinopla.
En relación con la primera profesión del Credo “Creo en Dios Padre”, lo definió como “el Dios Todopoderoso, “el Dios grande”, el “Dios que lo llena todo” el “Dios Creados”, el Dios que, en un momento de la historia, decide manifestarse, a través de los Profetas, como “El Unico Dios”. Sobre la palabra “creo” nos dijo que los creyentes no la usamos en sentido dubitativo “creo que”, sino en sentido afirmativo “creo en”, “creo en Dios”, y como la palabra creo teológicamente proviene del latin “credere” que significa “entregar el corazón”.

Decimos en el Credo: Creo en Dios Padre, porque Dios es también “padre”. No es ni hombre ni mujer porque es “Dios”, ,trascendiendo también la paternidad y la maternidad humana. “Nadie es padre como lo es Dios”, y en consecuencia, si Dios es mi padre yo soy su hijo, y si Dios es padre de todos, todos nosotros somos hermanos.

Alertó también del peligro del debilitamiento de nuestras  creencias en las generaciones futuras, si los cristianos de hoy no somos testigos e fe con nuestra palabra y con nuestro testimonio.

Concluyó destacando el importante papel de las Hermandades en este año de la Fe, indicando como el dia más importante en la vida de una Hermandad es el día de sus Función Principal y, especialmente, el momento de su “Protestación de Fe”, donde públicamente manifestamos creer las verdades que profesamos.

Tras un turno de preguntas por parte de los asistentes, nuestro Hermano Mayor entrego, como recuerdo del acto, a Don Adrián Sanabria, un cuadro con la imagen de Maria Santísima de la Estrella.

 

Maria del Carmen Rodriguez Olivero. Directora del Aula de Teología

 

 

     
     
     
     
     
     
     
     
     
     

Texto: Maria del Carmen Rodriguez Olivero y Comunicación

Fotos: Comunicación

 

 

 
 
 
Bookmark and Share
subir